Creatina: suplemento deportivo esencial



CreatinaEn otras ocasiones ya habíamos tenido la oportunidad de hablar un poco sobre la creatina, uno de los suplementos deportivos más esenciales en la dieta de un atleta. Pero eso no nos limita a reforzar un poco lo dicho antes y mencionar algunos de los tantos beneficios que puede aportar. La creatina es el principal combustible para ejercicios explosivos de alta intensidad. La puedes encontrar en carnes y maricos (el cuerpo también la produce), pero consumirla en suplementos puede reforzar tus requerimientos más de una tercera parte.

¿A quién beneficia?

Atletas de resistencia: La creatina no te dará potencia durante el kilómetro 40, pero ayuda a la recuperación. En un estudio taiwanés, los atletas que la consumieron estuvieron menos agotados, porque sus depósitos de glucógeno duraron más tiempo.

Fisicoculturistas: Su consumo produce más micro desgarres en las fibras musculares, lo cual estimula el crecimiento del tejido.

Velocistas: Tus músculos almacenan energía para pocos segundos de ejercicio intenso. La creatina ayuda a resurtir esas reservas para durar más, Esto aplica a entrenamiento de intervalos o deportes de habilidad, como futbol o basquetbol.

¿Inflamación a causa de la creatina?

Si consumes demasiada retendrás agua, porque esta forma parte de la estructura de la creatina. Además, su consumo estimula el almacenamiento de carbohidratos. Si buscas más volumen, entonces está bien. Pero si practicas deportes con movimientos rápidos, la ganancia de peso puede forzar las articulaciones.

¿Afecta a los riñones?

No, si te apegas a la dosis recomendada. La disfunción renal eleva la creatinina (producto de desecho de la creatina), pero los altos niveles de esta no dañan a los riñones. Lo ideal es que hables con tu médico antes de consumirla.

Guía para comprar tu creatina, con esto podrás darte una idea de cómo comprar suplementos deportivos como la creatina.

1: Busca creatina monohidratada. Todas las otras formas son trucos de mercadotecnia, esta tiene el respaldo de más de 600 estudios practicados en humanos, es un producto que funciona.

2: Revisa el país de origen. La creatina alemana es usada en la mayoría de los estudios, aunque la producida en Estados Unidos también es muy buena.

3: El polvo, las tabletas y las barras trabajan igual de bien, pero evita las formas liquidas, que podrían no ser efectivas, y las cápsulas, que pudieran no digerirse bien.

Deja tu comentario
Tu Comentario